20 octubre 2008

Siempre lo mismo

Hace muchos años, yo pertenecía a un grupo scout, habitualmente no lo digo así porque la gente lo relaciona con niños uniformados, en pantalón corto y por las montañas nevadas, haciendo "supervivencia" con la ayuda de un machete y tres lonchas de chorizo, algo bastante distinto a lo que nosotros hacíamos.
Aquél grupo estaba ubicado en el colegio Menesiano de Madrid, que algunos llaman Nemesianas, quizá para desinformar, quizá por desinformados.
Para poder seguir con nuestras actividades, el grupo siempre estuvo bajo la tutela de un religioso hermano menesiano.
Durante los muchos años que estuve como monitor en ese grupo vi muchas cosas que no debían pasar en un grupo y sobre todo cosas que no debían ser ocasionadas por un religioso menesiano.
Tras muchas indirectas, un día, una compañera, Iciar, y yo nos animamos a hablar con un hermano en el que confiábamos más, sobre una persona de su orden religiosa que era monitor de nuestro grupo y que trataba a los chavales de un modo inaceptable para nosotros, si bien nada que debiera pasar por un juzgado.
Lo único que nos dijo, resumiendo, es que de ser verdad lo que decíamos, que de todas formas nadie creería, trasladarían a esa persona a otro colegio en otra provincia, incluso en otro país y "pelillos a la mar".
Muchos años después en ese mismo colegio Menesiano, Nemesianas para despistar a despistados, surgió un "problema" que actualmente está siendo juzgado en la audiencia provincial de Madrid.
Desde que surgió ese problema, hasta que ha empezado el juicio y se ha hecho público, han pasado tres años; tres años donde los hermanos menesianos han escondido lo que debían haber denunciado; tres años donde un presunto (aunque pillado in fraganti) abusador de una niña de 14 años ha seguido dando clases a niñas de 14 años como si nada hubiera sucedido; supongo que es la praxis habitual de la iglesia católica con este tipo de asuntos, demasiado frecuentes, y demasiado baratos, si es que pagan.
El hermano en que confiábamos más, nos dijo en otra ocasión, que si un día tuviera un problema, o simplemente quisiera cambiar de destino, era cuestión de pegar una bofetada a un niño y el traslado sería inmediato.
Todo tan cínico e hipócrita como la célebre frase de Santiago Segura en la película Airbag: "la culpa es de los padres que las visten como putas"... solo que en estos casos adolece de la más mínima gracia.
¡Tolerancia cero!

3 comentarios:

EL INTERNO 16 dijo...

El profesor del que hablas, el que esta siendo juzgado, le tuvimos mi hermana y yo en el "Mene". Ha estado dando clases hasta el día anterior dle juicio, y varios padres que sabian la noticia muicho antes, fueron a habalr con el actual director y este les dijo que sobre ese tema no hablaba.

Anónimo dijo...

Iñaki, ¿podrías contar qué tipo de cosas "irregulares" son las que viste en aquel campamento? Me interesa porque estamos intentando "meter mano" todo lo posible al director del Mene por haber consentido esta situación en el colegio durante tres años. Ya tenemos la sentencia, donde supongo sabrás que se condena al profesor a nada más y nada menos que siete años de cárcel, pero aún así siempre es bueno tener más datos para saber qué tipo de gente son y cómo suelen actuar. Gracias.

Anónimo dijo...

SOLAMENTE ACUDIMOS A LA REUNIÓN CON EL DIRECTOR 60 PADRES PREOCUPADOS PORQUE NO SE VIOLEN LOS DERECHOS FUNDAMENTALES DE LOS MENORES. ¡QUÉ VERGUENZA!