17 septiembre 2006

¡Vivan los anfibios cabrones!

Hace unos días me contaron por correo-e, una historia de alguien que volviendo de España tras tres semanas de turismo a su Francia natal, lo único que había sacado de esas vacaciones eran cosas negativas de España que a su vez ensalzaban las cosas, positivas y negativas, de Francia.
Ante tal despropósito, y con una vena más patriotera que patriota, refuté las acusaciones con datos contrastados y firmé la réplica con un muy mejicano (aprovechando que me voy para ese país en breve) ¡Viva España Cabrones!
Siempre he deseado que los españoles fuéramos tan chovinistas como los franceses, que tuviéramos tan claro que nuestras cosas son las mejores, pero sabiendo valorar las de los demás, y con ese convencimiento, un tanto chovinista pero tratando de no llegar a la arrogancia, me manejo por el mundo.
La idea primegenia para esta entrada era hacer una réplica más trabajada y documentada que la que hice rápidamente por correo-e, pero antes de ponerme a escribir, me puse a leer, y encontré unas entradas cualesquiera en unas bitácoras cualesquiera (gracias Carlos y Perico) que me recordaban las cosas que realmente me importan y que poco tienen que ver con pueriles disputas más o menos nacionalistas, y más cuando yo siempre me he considerado Terrícola.
Durante los tres años que trabajé en Costa Rica tuve ocasión de aprender mucho sobre los anfibios y el problema de su declive generalizado (podéis consultar aquí, aquí o aquí y para un acercamiento más divulgativo y menos científico podéis visitar la página que la wikipedia dedica al asunto) y estuve en contacto con investigadores dedicados al declive de los anfibios, habiendo incluso colaborado con ellos.
Hay descritas casi 6000 especies de anfibios, aunque para la gente haya tres, a saber, rana, sapo y salamandra (para los más avispados que saben que la salamandra no es una lagartija viscosa y asquerosa).
Según la UICN hay un 12% de las aves clasificadas como amenazadas, un 20% de mamíferos, un 4% de los reptiles y otro tanto de los peces y un 31% de anfibios, sin embargo la gente sólo sabe de los problemas del oso panda, la ballena azul, el águila imperial y cosas similares (podéis consultar las escalofriantes estadísticas para este año recientemente publicadas por la UICN, aquí).
No está muy claro cuales son las causas últimas de las extinciones masivas de los anfibios, (algunas de las cuales se dan en espacios muy bien conservados como el famoso caso del sapo dorado de Monteverde en Costa Rica, lo que alarma aún más) aunque cada día se sabe más de la principal causa primera, el hongo quitridio, y todo apunta a que podríamos estar ante la primera señal de alarma de lo que se nos viene encima.
Mucha gente me pregunta porqué siguen siendo los anfibios, los animales que más me gustan. Obviamente en esa respuesta hay tanta subjetividad como en cualquier otra basada en los gustos. ¿Que por qué me gustan? No sé, pero te invito a que veas unas fotos que yo mismo saqué en mis años en Costa Rica y si siguen sin gustarte...es que no tienes remedio, pero el planeta que compartimos con ellos, todavía lo tiene.
Así que, y enlazando con la idea original de esta entrada:

¡VIVAN LOS ANFIBIOS CABRONES!

6 comentarios:

TRAPAGA-SB dijo...

Hola!
Veo que tienes el icono de eyeos... ufff... eso es de mi amigo Edu!!!

Enhorabuena!!

Iñaki dijo...

Pues sí, hace tiempo que quería ponerlo, pero por fín esta mañana se han alineado los planetas y lo he puesto. Gran invento este del escritorio virtual.
La enhorabuena para tu amigo Edu.

joselito el de la voz de oro dijo...

bueno, muy bien lo de los anfibios pero esperaba leer una soflama españolista antichovinista!.

Carlos dijo...

Gracias por expresar tu opinión. Gracias.

Iñaki dijo...

Pues sigue esperando, una "soflama españolista antichovinista" es sinónimo de "pataleo" y de "sentimiento de inferioridad" y todos tenemos muy claro que en España se vive y se come mejor que en Francia. Lo malo de ser tan chovinista es que se llega al punto de no poder disfrutar de lo mucho y muy bueno que hay por cualquier parte del mundo. Por cierto a pesar de que España tiene más del 40% de los valores naturales de Europa, Francia tiene dos especies más de anfibios.

Perico dijo...

Nunca me han llamado la atención los anfibios, pero creo que bien valió la pena acudir a una charla del CSIC sobre los mismos. Desde ese día los veo con otros ojos.

Saludetes.